Paypal

Ayúdanos con una Biblia o un rosario, haz una donación.

Sunday, February 25, 2018

Sueños

Ante un grupo de niños un hombre narró la siguiente historia: .Había una vez un muchacho quien era hijo de un entrenador de caballos.
El padre del muchacho era pobre y contaba con apenas unos pocos recursos para mantener a su familia y mandar al muchacho a la escuela.
Una mañana en la escuela, estando el muchacho en la clase, el profesor le pidió a los alumnos que escribieran la meta que quisieran alcanzar para cuando fueran adultos.
El joven escribió una composición de siete páginas esa noche en la que describía su meta.
Escribió su sueño con mucho detalle y hasta dibujó un plano de todo el proyecto: el rancho, las pesebreras, la ganadería, el terreno y la casa en la que quería vivir; en fin, puso todo su corazón en el proyecto y al día siguiente lo entregó al profesor.
Dos días más tarde, recibió de vuelta su trabajo reprobado, y con una nota que decía: "venga a verme después de clases".
El chico del sueño fue a ver a su profesor y le preguntó ¿por qué me reprobó?
El profesor le dijo: "es un sueño poco realista para un chico como tú. No tienes recursos; vienes de una familia pobre.
Para tener lo que quieres hacen falta muchas cosas y además mucho dinero. Tienes que comprar el terreno, pagar por la cría original y después tendrás muchos gastos de mantenimiento.
No podrías hacerlo de ninguna manera.
A continuación el profesor agregó: si vuelves a hacer el trabajo con objetivos más realistas, reconsideraré tu nota".
El chico volvió a su casa y pensó mucho.
También le preguntó a su padre qué debía hacer.
Éste le respondió: " mira hijo, tienes que decidir por ti mismo; de todos modos, creo que es una decisión importante para ti,  ¿cierto?"
Finalmente después de reflexionar durante una semana, el chico entregó el mismo trabajo, sin hacer cambio alguno.
Le dijo al profesor: "usted puede quedarse con mi mala nota, yo me quedaré con mi sueño".
Al concluir el hombre miró a los niños y les dijo: "les cuento esta historia porque es mi historia. 
Aquí estamos en medio de la casa de mis sueños, dentro del rancho que me propuse conseguir por que esa era la meta de mi vida. 
Aún conservo aquella tarea del colegio enmarcada sobre la chimenea". 
Luego agregó: "lo mejor de la historia es que hace dos años, ese mismo profesor trajo a treinta chicos a visitar mi rancho".
Y al irse el profesor me dijo: "mira, ahora puedo decírtelo. 
Cuando era tu profesor, era una especie de ladrón de sueños. Durante esos años, le robé un montón de sueños a los niños. Por suerte tuviste la suficiente fortaleza para no abandonar el tuyo'." No dejemos que nadie nos robe nuestros sueños, ni tampoco le robemos a otros los suyos. Salmos 37:4
"Pon asimismo tu delicia en el Señor, y él te dará las peticiones de tu corazón."

Descubriendo el Siglo 21
Discovering 21century
Fr Tomás Del Valle-Reyes
P. O. BOX 1170
New York, NY 10018
(212) 244 4778
www.descubriendoelsiglo21.com/

Sunday, February 18, 2018

Vive

Siempre ten presente que:
La piel se arruga.
El pelo se vuelve blanco.
Los días se convierten en años…
Pero lo importante no cambia; tu fuerza y tu convicción no tienen edad.
Tu espíritu es el plumero de cualquier tela de araña.
Detrás de cada línea de llegada, hay una de partida.
Detrás de cada logro, hay otro desafío.
Mientras estés vivo, siéntete vivo.
Si extrañas lo que hacías vuelve a hacerlo.
No vivas de fotos amarillas…
Sigue aunque todos esperen que abandones.
No dejes que se oxide el hierro que hay en tí.
Haz que en vez de lástima, te tengan respeto.
Cuando por los años no puedas correr, trota.
Cuando no puedas trotar, camina.
Cuando no puedas caminar, usa el bastón.
Pero nunca te detengas!!! -.Maria Teresa de Calcuta.-
Isaías 40:31 "Más los que esperan á Dios tendrán nuevas fuerzas; levantarán las alas como águilas, correrán, y no se cansarán, caminarán, y no se fatigarán."

Descubriendo el Siglo 21
Discovering 21century
Fr Tomás Del Valle-Reyes
P. O. BOX 1170
New York, NY 10018
(212) 244 4778
www.descubriendoelsiglo21.com/

Sunday, February 11, 2018

Resultados de Confiar en Dios

Padre, si quieres, no me hagas beber este trago amargo;
pero no se cumpla mi voluntad, sino la tuya.Lucas 22:42
Cuando ores, no te permitas vacilar en tu fe.
Aférrate a lo que has aprendido y a la confianza
que has recibido en tu relación con Cristo,
aun en las cosas que crees que están muertas
y sepultadas, que son irreversibles o imposibles.
Dios puede resucitar una vida que pensabas
que había terminado.
Él puede sanar a los enfermos terminales, salvar al peor de los pecadores, y derrocar gobiernos tiránicos.
Tú reconoces su capacidad para hacer vivir las cosas muertas
cuando eres fiel en la oración.
Cuando mantienes tu posición en fe, y sigues creyendo en Dios, Él se complace, los avances se aseguran, las intervenciones divinas son garantizadas y la vida eterna es aprehendida por ti y aquellos por quienes oras.
Padre, nada es demasiado difícil para ti.
Así como Ezequiel habló al valle de los huesos secos,
les hablo a las esperanzas muertas, a los sueños muertos
y a las situaciones imposibles y les mando que vivan en
el nombre de Jesús.
Nada está terminado hasta que tú dices que se acabó, así que me niego a perder el ánimo.
Declaro que mi fe no fallará.
Voy a pedirte audazmente, creyendo,
sin pensarlo dos veces, y esperando que tú que
te muevas a mi favor.
En el nombre de Jesús, amén.

Descubriendo el Siglo 21
Discovering 21century
Fr Tomás Del Valle-Reyes
P. O. BOX 1170
New York, NY 10018
(212) 244 4778
www.descubriendoelsiglo21.com/

Sunday, February 4, 2018

Eres Embajador del Cielo

Como la gente lo escuchaba, pasó a contarles una parábola, porque estaba cerca de Jerusalén y la gente pensaba que el reino de Dios iba a manifestarse en cualquier momento. —Lucas 19:11
El deseo del cielo es que el Reino de Dios sea restaurado sobre la tierra, pero los cielos necesitan representantes y embajadores en la tierra que les den derecho legítimo a intervenir y establecer jurisdicción.
Es solo a través de nuestras apelaciones—nuestras oraciones—que el cielo adquiere el derecho a habitar la tierra.
En otras palabras, la oración legaliza las intervenciones del cielo. Decreto y declaro que el reino del mundo pasará a ser el Reino de nuestro Señor y de su Mesías, y que Él reinará por los siglos de los siglos.
Padre, revélame tu voluntad en oración y úsame para hacerla realidad en la tierra.
Pon tu palabra en mi boca para que mi discurso se alinee con tus planes y propósitos.
Empodérame hoy para representarte bien en mis tratos y vivir fiel a tus principios.
Que mi vida refleje tu gloria y divinidad.
En el nombre de Jesús, amén.

Descubriendo el Siglo 21
Discovering 21century
Fr Tomás Del Valle-Reyes
P. O. BOX 1170
New York, NY 10018
(212) 244 4778
www.descubriendoelsiglo21.com/